Los trastornos de la alimentación son una forma de expresar implícitamente la vinculación patológica que la persona tiene con la comida como manera de dar respuesta a su malestar interno o compensar experiencias de vida dolorosas.
Ir al contenido